Frases, citas y refranes sobre el tango

Les presento la mayor colección en italiano de frases, citas y refranes sobre el tango. Entre los temas relacionados, ver 200 frases, citas y refranes sobre danza y frases, citas y refranes sobre música.

**

Frases, citas y refranes sobre el tango

El tango es la intimidad más secreta. Es el grito que se eleva desnudo.
(Enrique Santos Discépolo)

Las piernas se entrelazan, las miradas se funden, los cuerpos se funden en un firulete y se dejan encantar. Dando la impresión de que el tango es un gran abrazo mágico del que es difícil liberarse. Porque hay algo provocativo en ello, algo sensual y, al mismo tiempo, tremendamente emocional.
(Jorge Louis Borges)

Escuchar el alma del otro en silencio es, con mucho, la posibilidad más preciosa, única e indispensable que nos ofrece el Tango.
El Tango es un diálogo entre Almas … como cada Alma es única, entonces cada Tango es único … no hay dos almas iguales, como no hay dos Tangos iguales …
(Gerardo Quiroz)

El tango es un pensamiento triste que se baila.
(Enrique Santos Discépolo)

Mi música es triste porque el tango es triste. El tango tiene raíces tristes y dramáticas, a veces sensual, conserva un poco de todo… incluso raíces religiosas. El tango es triste y dramático pero nunca pesimista.
(Astor Piazzolla)

El tango le da un pasado a quien no lo tiene y un futuro a quien no lo espera.
(Arturo Pérez-Reverte)

El secreto del tango radica en ese instante de improvisación que se crea entre paso y paso. Haciendo posible lo imposible: bailar el silencio.
(Carlos Gavito)

Un bailarín nunca debe pensar en lo que va a hacer porque baila con la música, no con las figuras.
Solo tiene que escuchar la música. Nuestros pies son como pinceles de pintor. Con ellos pintamos la música.
(Carlos Gavito)

El tango crea un pasado nublado
que es irreal y en parte cierto,
un absurdo recuerdo de estar muerto
en duelo, a un cantón del arrabal.
(Jorge Luis Borges)

Aún hoy el tango conserva ese algo prohibido que estimula las ganas de descubrirlo siempre un poco más y ese algo misterioso que nos recuerda lo que fuimos o, quizás, lo que quisimos ser.
(Jorge Louis Borges)

El tango viene de lejos para acariciar mis oídos como un recuerdo querido con tonos melancólicos.
(Enrique Cadícamo)

El tango transgrede y ahí radica su atractivo. En ese sentimiento de libertad que enciende todo tipo de emociones.
El tango conquista de una manera sencilla porque escucharlo o verlo bailar te dan ganas de ponerte unos zapatos de tango y dejarte llevar
(Jorge Louis Borges)

Mientras te convoco … mi querido tango, escucho el temblor de los azulejos de un salón de baile y el retumbar de mi pasado
(Enrique Santos Discépolo)

El tango es un paseo que atraviesa la tristeza y conduce a la serenidad.
(Aude Pinardi)

Amo el tango y de joven lo bailaba a menudo
(Papa francesco)

No basta con tener la voz más melodiosa para entonar un tango. No. También tienes que sentirlo. El espíritu debe vivirse.
(Carlos Gardel)

Cada tango es diferente y tiene diferentes colores. Son estados de ánimo en los que bailamos y nunca son los mismos, porque nuestro estado de ánimo es cambiante, porque ninguno de nosotros es idéntico a los demás. Es increíblemente lindo saber que lo que estás bailando es una sucesión de colores que te hacen moverte y te hacen hacer una cosa u otra.
(Carlos Gavito)

En mi opinión, el tango es, ante todo, ritmo, nervios, fuerza y ​​carácter.
(Juan D’Arienzo)

Y ahora si, reconocemos
que de los bailes folclóricos eres el más original
y, por qué no decirlo, lo mejor.
(Luis Castro)

No hay posibilidad de error en el tango, Dana, no es como la vida: ¡es más fácil! Por eso el tango es tan hermoso: te equivocas, pero nunca es irreparable, ¡sigue bailando! ¿Por qué no te lanzas? ¿Quieres intentar?
(Perfume de mujer – Profumo di donna)

El tango no es un baile sino una obsesión. Porque el tango es parte de la vida como comer y dormir. Erótica y apasionada, inquietante y melancólica, involucrando no solo el cuerpo sino también el alma.
(Carlos Gavito)

Y crecí en el tango
porque el tango es masculino
porque el tango es fuerte.
Huele a vida
sabe a muerte.
Porque amé mucho
y porque me engañaron
y me he pasado la vida mordiendo sueños
porque soy un árbol que nunca ha dado fruto
porque soy un perro que no tiene dueño
porque tengo un odio que nunca dije
porque cuando amo
porque cuando amo me desangro en besos
porque yo amé tanto y ellos no me amaron
por esto canto con tanta tristeza
para esto…
(Celedonio Flores)

Es el año 1880. Se supone que entonces nació oscuramente, clandestinamente sería la palabra adecuada, tango. En cuanto a la geografía del tango, las teorías son distintas, según el barrio o la nacionalidad del interlocutor; el lado sur de la ciudad vieja de Montevideo, el norte o sur de Buenos Aires, Rosario. Pero eso no nos importa. Es lo mismo si nació de un lado del río o del otro (Río de la Plata, ndt). Podemos optar por Buenos Aires, que es lo que generalmente se acepta, en el año 1880.
(Jorge Louis Borges)

Ningún baile, ningún baile es tan apasionante como el Tango. Cualquiera que lo haya probado lo sabe: el Tango simula una historia de amor, subraya los pasajes, llama a los bailarines, estrictamente por parejas, a un guiño continuo hecho de dulzuras, símbolos, provocaciones y miradas.
(Anónimo)

No hay otra actividad civilizada en la que el macho de la especie humana pueda marcar lo que quiere y en la que la mujer decida seguirlo, entregándose confiado, seguro. El tango argentino es el único contrato que no se puede romper. Quizás por eso se convirtió en mi pasión desde el primer día, ya lejos, en que lo descubrí en un bar de Buenos Aires.
(Elia Barcelò)

Se dice que el tango es arrabalero, que se originó en el suburre, que en ese momento estaba muy cerca del centro. Pero la gente de esa época me explicó que la palabra arrabalero no tiene un significado estrictamente topográfico, más que suburbios se debe hablar de zonas fronterizas. Entonces, ¿dónde se origina el tango? En los mismos lugares donde habría surgido el jazz en Estados Unidos unos años después, en las casas malas (burdeles, burdeles, garitos, ndt), repartidas por toda la ciudad. Lugares donde la gente se reunía solo para jugar a las cartas, tomar un vaso de cerveza y encontrarse con amigos.
(Jorge Louis Borges)

La belleza del tango es que en Argentina todos los músicos clásicos lo tocan. No es como en Estados Unidos, donde la música clásica y el jazz son mundos separados. A veces necesito volver allí para jugar con mis amigos.
(Daniel Barenboim)

El tango hoy sigue imparable con sus diversas influencias, con la danza, con la música. Muchos hablan del tango electrónico como una verdadera novedad de la danza argentina: no estoy de acuerdo, es un eufemismo. Los nuevos autores componen sin olvidar la tradición.
(Roberto Herrera)

El tango no es masculino, es pareja: cincuenta por ciento de hombre y cincuenta de mujer, aunque el paso más importante, el “ocho”, que es como el corazón del tango, lo hace la mujer. Ninguna danza folclórica alcanza el mismo nivel de comunicación entre cuerpos: emoción, energía, respiración, abrazo, latido del corazón. Un círculo virtuoso que luego permite la improvisación.
(Miguel Ángel Zotto)

En Argentina estamos acostumbrados a la improvisación, una virtud del tango. A diferencia de las economías estables como Europa y América del Norte, tenemos crisis detrás de nosotros que nos han acostumbrado a sobrevivir. Y el tango sigue siendo un motor de nuestra economía: gente de todo el mundo viene a Buenos Aires. Y esto le da trabajo al inducido que gira a tu alrededor.
(Roberto Herrera)

La luz de un fósforo fue nuestro amor fugaz. Duró tan poco, lo sé, como el brillo que causa una estrella.
(Enrique Cadìcamo)

El tango es saber caminar abrazado.
(Carlos Gavito)

En el tango nos conocemos a través del abrazo.
(Miguel Ángel Zotto)

Los presidentes cambian y no nos quejamos, los obispos, los cardenales, los futbolistas cambian, lo que sea, pero no el tango, que debe seguir siendo antiguo, aburrido, repetitivo.
(Astor Piazzolla)

Sin los crepúsculos y las noches de Buenos Aires no puede nacer un tango.
(Jorge Luis Borges)

El tango, un baile que encanta, es una experiencia de intensidad y juego, se construye caminando paso a paso, escuchando siempre al otro y la música.
(Anónimo)

Estudiar tango no es inútil, significa estudiar las distintas vicisitudes del alma argentina.
(Jorge Louis Borges)

No hay tango viejo ni tango nuevo. El tango es uno. Quizás la única diferencia es entre quién lo hace bien y quién lo hace mal.
(Anibal Troilo)